12 DE DICIEMBRE

 

Cuando me enteré de que iba a ser madre, por tercera vez, decidí visitar el sitio donde se guardan los niños que todavía no han nacido. Diréis que eso es imposible, y es verdad, pero en sueños puedes ir a donde te plazca.

Me recibió un señor con pinta de burócrata. Llevaba una libreta y un lápiz y apuntaba todo lo que le decía.

—¿Quiere niño o niña?

—Me imaginé un niño cuando supe que estaba embarazada —afirmé muy segura.

Asintió con la cabeza y después me llevó por un pasillo. Los habitáculos de los lados estaban llenos de niños pensados. Cada vez que alguien se imaginaba un hijo, o en su interior deseaba uno, aparecía en alguno de aquellos cuartos.

—¿Alguna preferencia? —me preguntó con indiferencia mientras anotaba en el cuaderno—. Hay rubios, morenos…

—¡Lo quiero perfecto!

—¡Todos piden lo mismo! —exclamó con un suspiro—. Sígame, la habitación de los bombonazos está al fondo.

—¡Pero yo no quiero eso! —protesté de inmediato—. Yo quiero que su sonrisa me haga cosquillas en el estómago; que sus abrazos me sanen de cualquier dolor que tenga; que su valentía esconda todos mis miedos; que su alegría brille hasta iluminar mi mundo; que su fortaleza derribe cualquier obstáculo; que su equilibrio sea mi apoyo para caminar a su lado; que su nobleza solo le muestre la belleza y le oculte lo malo…

—¡Entiendo! —dijo con una sonrisa—. Usted quiere un niño milagro. De esos solo me queda uno.

Me llevó hasta una habitación en la que un niño esperaba paciente en una cuna. ¡Era justo el que yo había imaginado! Era mi niño soñado.

Lo abracé contra mi regazo y le susurré al oído: «Javier, no te vayas con nadie, el doce de diciembre te estaré esperando».

Fue un sueño…¡o no! El caso es que el doce de diciembre, cuando se agarró a mi dedo, me miró tranquilo y de su boquita salió un ruido. Estoy segura de que me lanzó un beso. ¡Era él! Era mi niño perfecto. El que hoy es un hombre que cumple 29 años.

Javier, gracias por ser tú, ¡no sabes cuánto te quiero!

Luisa R. Bueno

 

 

Entradas creadas 64

8 pensamientos en “12 DE DICIEMBRE

  1. Amiga querida esto será por siempre lo más hermoso que he leído hoy.
    Mis lágrimas anegaron mi interior y hasta otras no evitaron salir. Mis mejores bienaventuranzas para todos los tuyos. FELIZ CUMPLEAÑOS JAVIER.

  2. Gracias Luisa por deleitarnos con unos sentimientos cargados de ternura. Desde luego, eres única para ello. O podías haber descrito mejor tu sueño. Te doy también las gracias por compartirlo. Ahora, no olvides que tu interior es tan especial, que tu propio sueño imaginario reflejó nada más y nada menos aquello que tú eres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba